Suscríbete si quieres que lleguen a tu mail las actualizaciones de este blog.

Estado Diario

Yo te quiero mío, así sin propiedad; yo te deseo en intimidad, así sin compromiso u otra facultad; yo te pienso encadenado, así con libertad, yo te tengo sin poseerte así con pensamientos que dicen realidad más que verdad.

domingo, 30 de agosto de 2009

Alquilando Cuerpos.

Obsequiando valores, manejando precios en cada hoja, pero tal cual al andar veo la vida pasar y no me detengo a imaginar, de eso cansada he de estar… iniciar con el principio de la historia que empiezo a relatar, sin saber en que punto comenzar, voy a anhelar… a entrañar, a buscar en el fondo de lo que he de tocar, y es así como el punto final no se debió concretar en mi narración llena de ocasiones sin pasión, la misma arrebatada a la partida de aquel hombre que trastornó mi existir en un solo latir, el acontecimiento de conquista perpetua conservada en un instante que logró revolcar todo lo que yo era, representaba y conformaba… y tras sentirme incrustada de heridas que provocaron desgarre de mi propio nombre, tras intentos que se titularon vanalidad e impotencia al no poder concretar la resignación en mi al no poseerlo, me hizo involucrarme en mediocridad bañada de superficialidad y egocentrismo, y es ahí cuando la falta de el, hizo efecto en mi cuerpo, y creó una necesidad de conseguirlo a toda costa, volverme el espía perfecto para concretarlo a mi cuerpo noche y día, tardes en las que le visitaba entre páginas para saber lo que en el acontecía, sus planes y hasta futuras conquistas. Victima de la curiosidad que no me pertenecía, saber con alguien más su dicha ya compartía…

¿Acaso aquel fue el motivo para terminar con mi rutina?
¿Para con ella calmar sus pasiones carnales y nuevas fantasías?
¿Cual fue el error hallado en mi piel para huir a su refugio e incompatibilidad en real teoría? ¿A caso tan imperfecta me ha encontrado tirada en la bajeza que a el no convenía?...

Lastimada entre el fracaso de mi historia pasada, de la narración de ensueño que yo conformé en tiempos que compartimos siendo uno mismo, historias que relaté, el las tiró y abandonó mientras yo aun las conservo entre paginas guardadas en el armario de los recuerdos mas obsoletos. Caminar y recorrer de nuevo esos senderos que juntos y despacio tomados de manos frías, de palabras irascibles y ahora arrancadas de mi cuerpo, sigo sintiendo… furia al no lograr recuperar ser esa misma que algún día refleje y mostré para ante el convencer era dueña de su pensamiento, del futuro que el jamás trazó en mi pecho, tan solo yo en su espalda rasgada por mi entrega apasionada, hoy inclino los mismos brazos que aquel hombre acarició para ocasionarme placer, intentando alcanzarlo de nuevo para hacerlo mío y no desaparecer este vicio de requerirlo, anhelarlo, necesitarlo, siendo una fijación por concretarlo hacia mi, por manejarlo a mi sentir, tan deseosa y gustosa de alquilar su cuerpo, tan lejos ha llegado mi necesidad de tenerlo, pagar la fortuna que no tengo para poseerlo, por un segundo mas y ruego:

Vende tus besos,
¿Que precio hay por tu aliento?
¿Como viviremos el siguiente segmento?

Dale valor a tus latidos, que iniciaré este camino en tu cuello y seré permanente para estar presente en cada suceso, y si el mismo es invaluable como imagino…la perfección no es hallada en cualquier sitio, no en esos mismos conocidos para mi, no en esos que recorro esta noche que no halla su fin, o quizá alquilando cuerpos, adquiera el de ella, para sentirme un segundo mas entre su esencia que en su cuerpo se impregna para dejar huella, quiero ser esa afortunada que sus vicios posea, enfermarme de sus iniciales para tatuarlas en mi cuerpo entre letras y penas, pagaré un tanto de su ser para sobrevivir en este mundo que parece irreal, sin voz que atormenta cada una de mis madrugadas, mi insomnio, causando estragos en mis venas, ocasionando incoherencias, pertenencia…. No soy de otro cuerpo, y tan solo deseo congelar mis palabras para no alejarlo mas de mi rostro y ojos que se han marchitado, alquilando cuerpos me he de encontrar durante toda la eternidad, sin importar en quien me realice, con tal de una vez mas lograr mirarlo sin ningún esquive de miradas, sin nublarlo de recuerdos al ver mi rostro reflejado en sus pupilas, soy, soy la ironía escrita en las líneas de su mano, soy la lujuria entrometida en algún crepúsculo que juntos no observamos, es el cuerpo que requiero para subsistir, el rostro que me ha de convertir, de quien ahora su cuerpo he de adquirir.

Pagando por existir.

Arianne….

1 comentario: